Lenguaje: English | Español
EN ES

¿Qué son los iones negativos?

hms
Creado por: hms
Día: 08/03/2018
Vistas: 194

La sensación de mejora que se obtiene de respirar una brisa de aire fresco en la mañana, una cascada o playa no es una coincidencia. Usted experimentó el efecto de los iones negativos. Aunque la sensación de euforia que sintió podía deberse en parte a la belleza que había a su alrededor o a alejarse de la presión diaria del hogar o del trabajo, el aire que circula en las montañas y en la playa contiene miles de iones negativo.

La naturaleza es una de las fuerzas sanadoras más grandes disponibles hasta el día de hoy. No es ningún truco de magia que alejarse del desorden de su ajetreada vida cotidiana para relajarse puede hacer maravillas para su salud. Sin embargo, hay más que simplemente escaparse. La razón por la cual la naturaleza puede hacerte sentir tan bien es algo producido por fuerzas naturales como la luz solar, el agua, el aire e incluso la radiación de la tierra. Algo demasiado pequeño para ser visto, son iones negativos.

 

¿Y qué es un ion negativo (Anión)?

 

Un anión (-) es un ion con más electrones que protones, lo que le da una carga neta negativa (ya que los electrones están cargados negativamente y los protones están cargados positivamente).

 

Los iones son un átomo que ha ganado o perdido una carga. Entonces, cuando decimos iones negativos, estamos hablando de un átomo de oxígeno cargado con un electrón extra. Son una necesidad para la salud humana. Los iones negativos se encuentran en grandes cantidades en lugares que tienen grandes masas de agua; esto podría ser una playa, un lago o una cascada, por ejemplo.

 

 

 

Un productor natural de iones negativos que todo el mundo suele tener en su hogar es una ducha. El vapor producido por el calor de la ducha genera iones negativos y es un factor que contribuye a que nos sintamos tan refrescados y revitalizados cuando lo tomamos. Con un efecto similar, cuando hay una tormenta eléctrica, o luego de una lluvia fuerte o de una tronada muchas personas notan una sensación de bienestar.  Esto se debe a que la tormenta y/o la lluvia satura el aire con grandes cantidades de iones negativos.   Los iones negativos están relacionados científicamente con muchos beneficios para la salud, pero obtenerlos no siempre es tan fácil.
Nuestras casas y oficinas a menudo están inundadas por el desorden, desperdicios y la tecnología, por lo que tienden a carecer de exposición negativa a los iones Muchos de nosotros vivimos en áreas donde los factores naturales de generación de iones negativos han sido eliminados o alterados. Tenemos mayor exposición a productos químicos, descargas electromagnéticas y otras toxinas neurológicas y físicas que pueden provocar más casos de enfermedad, más casos de dolores de cabeza y una sensación general de disminución del estado de ánimo y la energía, además de aumento en las tasa de cáncer, estrés y trastornos del sueño y una miríada de enfermedades acompañantes.  Las computadoras, los teléfonos celulares y la electrónica dentro de los automóviles son factores que contribuyen a aumentar la exposición positiva a los iones. Los automóviles y las residencias de hoy en día están herméticamente sellados, lo que reduce aún más nuestras capacidades para recargar verdaderamente nuestros cuerpos. Nuestros cuerpos simplemente están produciendo una respuesta natural a los estímulos no naturales.

Como resultado, una prevalencia de iones positivos puede influenciar nuestro alrededor. Los iones positivos pueden ser cualquier cosa, desde toxinas dañinas, virus transportados por el aire u otras muchas cosas que pueden hacernos sentir enfermos y menos dispuestos a continuar con nuestras rutinas diarias.

 

Los iones negativos pueden ser invisibles, pero sus beneficios para su salud no pasan desapercibidos.

 

Los beneficios de los iones negativos no son algo que deba esperar para se sienta el efecto. Una vez  comienza la exposición, sentirá una diferencia inmediata. Te llevas la sensación de una brillante mañana soleada en la playa contigo. Los iones negativos son esenciales para vivir adecuadamente y si haces un esfuerzo para asegurarse de que está recibiendo una cantidad importante de iones negativos, puede ser la diferencia entre vivir la vida y sobresalir en ella.

 

6 acciones principales de los iones negativos (anión)


(1) Purificación de Sangre
Los aniones aumentan los cinco factores principales de la sangre (nitrógeno, oxígeno, calcio, sodio y potasio), hacen que nuestra sangre se vuelva ligeramente alcalina y nuestra sangre sea purificada.
(2) Restauración de Células

Nuestro cuerpo consta de alrededor de 6 trillones de células, y si nuestro cuerpo tiene sangre con una gran cantidad de aniones (atributos alcalinos), el movimiento de las células está activo y los aniones ayudan a nutrir nuestras células y a descargar materiales de desecho. Con estas acciones, se restablecen las células enfermas y las células muertas, y aumenta el calcio, y el aumento de calcio hace que el movimiento de los músculos sea más activo, especialmente los músculos cardíacos, lo que da como resultado un corazón fuerte.
 (3) Aumento del Poder de Resistencia
La gamma globulina es un tipo de proteína contenida en la sangre y es un anticuerpo inmunizante. Cuando los aniones aumentan dentro del cuerpo humano, la cantidad de gammaglobulina en la sangre también aumenta. Por lo tanto, ayuda a mantener un cuerpo saludable aumentando el poder de resistencia contra la infección de virus con un aumento de anticuerpos
(4) Capacidad de Ajustar los Nervios Autónomos
Los nervios autónomos controlan todos los órganos automáticamente, independientemente de la voluntad de una persona. La cantidad de aniones controla el sistema nervioso autónomo, como la sangre y los órganos en los que el estado o la sensación del cuerpo humano son favorables. Por lo tanto, los aniones vitalizan el sistema nervioso, la sangre y la linfa, y desempeñan un papel fundamental para fortalecer las funciones debilitadas y proporcionar vitalidad.
(5) Alivio del Dolor
Los aniones aumentan el calcio ionizado, generan endorfinas y encefalina, ayudan a la recuperación de la fatiga y fortalecen la fortaleza física, además de hacer que las células vuelvan a ser saludables en un cuerpo humano con dolor severo, circulen bien la sangre y alivien el dolor.
(6) Aumenta el nivel de conciencia
Los iones negativos promueven las ondas cerebrales alfa y aumentan la amplitud de la onda cerebral, lo que se traduce en un mayor nivel de conciencia.  Mientras aumentan el metabolismo para crear una mejor utilización de los nutrientes de nuestros alimentos y vitaminas, las actividades intuitivas de nuestro cerebro fluyen más suavemente. Esas ondas alfa inducidas por iones negativos se extienden desde las áreas occipitales hasta el parietal y temporal e incluso llegan a los lóbulos frontales, extendiéndose uniformemente a través de los hemisferios derecho e izquierdo del cerebro. Todo esto crea un efecto general claro y calmante, que beneficia la meditación y la concentración.

 

Como cada día el ser humano tiene menos contacto con la naturaleza, (por ejemplo: trabajar encerrado en aires acondicionados y/o  con sistemas computarizados, uso diario de celulares o aparatos electrónicos, vivir cerca de edificios, o de construcciones eliminando la naturaleza, menos árboles; utilizar automóviles o avión  y /o estar cerca de otras áreas que nos alejen del campo magnético natural,)  debería de usar algo magnético.

 

Al  utilizar el campo magnético artificial en forma de una prenda  magnética en su cuerpo, esta energía invisible comienza a polarizar su sangre.  Cuando esto pasa la circulación de la sangre mejora, y su fuerza, poder y energía habrá aumentado. También reduce la tensión del cuerpo ya que  las funciones del cuerpo se logran con menos esfuerzo.

 

Toda lesión y casi toda enfermedad, hasta el cansancio, están influidas por los campos electromagnéticos, naturales o artificiales. 

 

Lo intrigante es el hecho que cualquier entidad viviente que sea privada de un campo magnético menor que el de la Tierra por un largo periodo de tiempo, sufriría complicadas y frecuentes angustias,  enfermedades y finalmente morirá.

Nuestros cuerpos "se recargan" con aniones que impregnan el torrente sanguíneo por absorción a través de la piel. Estas partículas ayudan a optimizar y regular las funciones claves de las células, como la regulación de la serotonina, a niveles óptimo, el químico del estado de ánimos.

 

¡Lo curioso es que no podemos existir sin un campo magnético!

 

Entonces, si le falta el campo magnético natural de la tierra o le gustaría reforzar su energía, debe usar productos y joyas  todo Biomagnético, de Health Magnetic Store & More. Te invitamos a navegar por nuestra extensa variedad.

 

En términos generales, los iones negativos te protegen y ayudan a mejorar la inflamación y dolor de los problemas especialmente la artritis, a combatir contra el stress, aumentan el fluido de oxigeno al cerebro que los hace más alerta, menos pesado y aumenta energía.